La autoría de las imágenes utilizadas pertenece a los estudios desarrolladores de los distintos videojuegos reseñados. En este caso, CiberConnect2, Dimps y Bandai Namco.

Naruto Shippuden: Ultimate Ninja Storm 3 Full Burst

Naruto ultimate ninja storm 3 (menudo título) es la versión completa dentro de la tetralogía que retrata en formato videojuego la mítica serie de ninjas que introdujo a una generación al anime/manga. Esta es su entrega más floja del conjunto porque usa muchos assets del segundo juego, y pilló al manga (de modo que su final es inventado). Pero vayamos por partes.

Esta tercera entrega cubre el impas entre la cumbre de los 5 kages y la saga final, la 4ª guerra ninja. Centrando el foco en el conflicto Sasuke-Naruto, antes del final.

Este Naruto arranca con la derrota de Pain, climax del ninja storm 2. En aquél juego podías realizar misiones secundarias a lo largo de las horas de juego, visitar otras villas y completar desafíos. Aquí todo eso se tira por la ventana hasta pasada la historia; en otras palabras, los fans pueden jugar las 14-15 horas de juego sólo a base de combates y cinemáticas. Esto, en mi opinión, es una espada de doble filo.

El contenido secundario en Naruto 2 daba la libertad al jugador de establecer su propio ritmo, de manera que podía visitar el mundo ninja sin sentirse presionado por la historia. Pero esto es para fans del manga/anime, por lo que centrarse tanto en la historia es algo que muchos fans a buen seguro agradecen. Participar en combates sucedidos de “quick time events”, llenos de espectacularidad, que den vida a las viñetas de Kishimoto en gloriosos 60 frames por segundo.

Las cinemáticas desde luego son una recreación 3D de los eventos del manga. El mimo por copiar escenas del anime y viñetas del manga es impresionante.

En lo que respecta al combate, es una copia del Naruto 2. Tendremos combates con posibilidad de llamar hasta a dos personajes que hagan ataques de apoyo como en otras entregas. Mientras, el personaje que manejamos en el propio combate podrá realizar combos físicos, una técnica con chakra y luego lanzar el especial. Para defendernos estarán las carreras para huir o perseguir al enemigo, o las míticas técnicas de cambiazo (recargables). Por último podremos usar hasta 4 objetos equipables antes de los combates (etiquetas de veneno, mejoras temorales de ataque, explosivos, etc.). Aún con todo, la mayoría es pegar tollinas y soltar los especiales, que son lo más llamativo en la saga Ninja Storm.

Gai a punto de palmar y le lanzan un especial. Pobre…

En cuanto a mejoras, la única destacable (además de separar historia y misiones secundarias), son las vías de héroe y leyenda. Decisiones puntuales en la historia que nos harán escoger entre peleas más difíciles o fáciles. La gracia está en que cada una desbloquea objetos exclusivos para la aventura. Concretamente los objetos de leyenda entorpecen al adversario o dan algún buffo temporal; por contra los objetos de la vía del héroe serán ayudas al jugador como recargas de vida o troncos para hacer una evasión automática ante un combo.

El modo héroe y leyenda son opciones para escoger la versión fácil o difícil de las batallas más intensas del juego

La mayor crítica que puedo hacer hacia el juego es que no pide casi nada al jugador. Es más simple que el mecanismo de un botijo, pero siendo “para fans” es algo lícito. Un fan de la serie no necesita un sistema profundo de movimientos, de hacerlo; lo mejor es priorizar accesibilidad y luego dejar que los jugadores profundicen en las mecánicas (como FighterZ). Un fan no tiene por qué ser bueno en videojuegos, ni debe exigirlo ningún desarrollador, porque ello sólo frustra al público interesado.

En definitiva, es un puente de cara al capítulo final de Ciber Connect adaptando uno de los mangas más populares de la década.

 

Naruto Shippuden: Ultimate Ninja Storm 4

Con este se cierra la era Shippuden del anime, y el manga de Naruto en general. En este episodio final, CiberConnect ha ido con todo en sus espectaculares quick time events y peleas desproporcionadas.

Esta última entrega, ya desde el menú divide dos modos que comenté en el pasado juego. Por un lado está la historia que cubre el final del manga de Naruto tal como Kishimoto lo finalizó. Este, se divide en capítulos representados por puntos en una línea temporal. Cada punto cuenta con su rato de cinemática (pre renderizada o con imágenes del anime), para luego pasar a los combates, o puntual fase de disparos contra un jefe.

La presentación marca de la casa de CiberConnect se despide con una explosión. En esta última entrega el estudio aún consigue sorprender con su cell-shading

Tras esto, hay un modo aventura. Consiste en una excusa para patearse los mapas de la serie, con 3 personajes. Sinceramente es el modo más débil de todos, por ser una excusa para rememorar antiguos combates de juegos anteriores desde los inicios de la serie. Pasarlo tampoco desbloquea nada en el juego.
Por último, existe el dlc “road to Boruto” que adapta la película, el epílogo de la serie. Realmente con jugar la historia y el dlc desbloquean prácticamente todo lo relevante sobre el juego. Es decir, personajes. El resto de elementos se desbloquean usando objetos ninja que obtendremos a base de combates. Es una buena manera de aplicar las novedades jugables en combates reales.

En Road to Boruto, viviremos los momentos más destacables de la película protagonizada por el churumbel de Naruto y su equipo.

Siendo esta la última entrega, el control no ha variado mucho con respecto entregas pasadas, salvo por dos detalles; el contraataque y el cambio de compañero. El contraataque consiste en acortar nuestra barra de chakra, a costa de bloquear y repeler un ataque enemigo. Es posible usarlo de farol, para que el rival no se acerque. Sin embargo; el cambio de compañero es la estrella de esta entrega. Antes, los compañeros sólo podían usar movimientos de apoyo, ahora pueden substituirte con tan sólo un botón. De hecho pueden usarse para cambiar de personaje si nos hemos quedado sin esquivas (los cambiazos por troncos), o continuar un combo de otro personaje nuestro. Esta mejora da combates con mayor velocidad y un punto más de estrategia.

Coordinando bien los combos, podemos hacer que los dos personajes estén momentaneamente en combate. Algo muy útil para hacer combos tremendos.

Naruto ninja storm 4 sigue siendo un broche de oro para los fans, con alguna mejora en la jugabilidad que no hace de la experiencia algo monótono como un combate pokémon. Gráficamente tiene momentos que chirrían, como las escenas pre renderizadas o los movimientos labiales de los personajes. Aún así, cuando tiene que recrear una escena importante, el título se deja la piel con un espectáculo gráfico increíble que los fans disfrutarán como enanos.

Otro detalle sobre los equipos, es que algunas combinaciones de luchadores, podrán realizar un ataque especial combinado único.

 

Dragon Ball Xenoverse 2

No pensaba hablar de este juego, porque me lo había pasado ya 2 veces y bastante turra he dado ya con Dragon Ball. Pero como quería compensar por el juego de la valquiria, así que aquí estoy hablando de un juego mediocre al que he dedicado más tiempo del que admitiría públicamente.

Tras Ultimate Tenkaichi y viendo la calidad cuestionable de los juegos en la era de PS3/Xbox 360 (lejos quedaron los Budokai), los fans de Dragon ball, pedíamos un juego donde poder hacer nuestro propio personaje (hartos de recrear siempre la misma historia).

Desde Xenoverse 1, los kaioshin han remodelado la zona. Ahora el mundo se percibe algo más vivo que antes.

Xenoverse a pesar de su apariencia, está más cerca del Action-rpg, que de un juego de lucha como los Budokai Tenkaichi. El control es satisfactorio con el movimiento por un escenario abierto, esquivas, persecuciones, técnicas espectaculares, etc. Pero el juego ignora la habilidad, poniendo ante el jugador constantes esponjas de vida. Esto quita el factor de habilidad, pudiendo ganar los combates lanzando técnicas poderosas y huyendo, consumiendo objetos que restauren vida en mitad del combate.

Se han añadido bastantes nuevas técnicas, con algo más de enfasis en los combos físicos. Aunque las técnicas con ki siguen siendo lo más poderoso.

La historia detrás, implementa elementos de proyectos externos al canon, como Dragon Ball Online o Dragon Ball Heroes (proyectos que no llegaron a España oficialmente). El personaje que se cree revivirá la historia de la franquicia, luchando por preservar el devenir de los acontecimientos de la vida de Goku y compañía. Además, está guay que en la segunda parte puedas colaborar con tu personaje del primer juego. Personalmente en el 2 la historia pierde frescura y aporta poco a lo establecido en el primero.

Towa y Miira fichan a villanos de Dragon Ball para recolectar energía negativa para resucitar su mundo. Y Bardock pinta algo ahí… Creo.

La historia y el contenido adicional, se basan en misiones que reviven escenas de la serie o algunos “Y si…” curiosos. Sin embargo; las misiones, sobretodo opcionales, tienen un gran problema. Las recompensas requieren activar condiciones que ni se conocen, ni se activan siempre que uno quiere (especialmente en el 1). Por lo que, si quieres una técnica que sólo se consigue al activar todos los requerimientos de X misión… De una hora repitiendo la misión no te libras. Un ejemplo perfecto es el farmeo de las 7 bolas de dragón (a bola por misión y es un objeto raro de conseguir), necesario para “desear” ciertos personajes.

Poniendo más enfasis en el multijugador, los desarrolladores han creado “raids” títpicas de los MMO. Es decir, acabar en grupo contra esponjas de vida con patas.

Volviendo a las habilidades, es cierto que no todas desbloquean así. Tanto en Xenoverse 1 como 2 pueden comprarse algunas técnicas que incorporar al listado de movimientos de nuestro personaje. Por si fuese poco, está el sistema de maestros, con el cuál ser discípulos de muchos personajes de Dragon Ball. Este es el mejor aspecto del juego (especialmente en Xenoverse 2), haciendo de tu personaje algo único.

Para no obligarte a llevar ropas basadas en sus atributos, Xenoverse 2 tiene los QQ Bang. Objetos equipables que determinan los stats de tu ropa, independientemente de la que lleves.

Xenoverse 2 tiene gráficos reguleros, un sistema de combate divertido oculto tras una capa de estadísticas, y una historia que no pasa del aprobado raspadísimo. Tiene personalidad, el control es divertido y la personalización tiene mucho potencial. Pero el grindeo y sus bases de action-rpg antes que juego de lucha, entorpecen la experiencia.

Xenoverse 2 ha ido sacando dlc de pago llamado “extra packs” con más personajes. Además de contenido gratuito QUE NADIE DEBERÍA JUGAR (los amiibo de Dragon Ball de la imagen).